Hoteles con piscina climatizada en la Costa Brava

La Costa Brava está situada en la provincia de Girona en Cataluña, en el extremo noreste de la Península Ibérica. Es conocida por sus numerosas localidades turísticas como Lloret de Mar y Blanes, pero la verdad es que también hay muchas joyas escondidas en la Costa Brava, pintorescas localidades y típicos pueblos marineros salpicados de costa rocosa. Los hoteles con piscina climatizada en la Costa Brava son ideales para los meses menos calurosos del año. ¡Toma nota de todos ellos!

Reserva online un hotel con piscina climatizada en la Costa Brava

 

Prepara tus vacaciones en la Costa Brava

Su costa tiene casi 300 kilómetros de longitud y es muy variada, con amplias calas, pequeñas calas y altos acantilados. La Costa Brava es una región diversa, de extraordinaria belleza natural y con un patrimonio artístico e histórico muy profundo. Tiene de hecho numerosos microclimas, dependiendo de la altitud de la zona y de la proximidad al mar.

En general, la región tiene un clima mediterráneo, con temperaturas suaves. Los veranos suelen ser calurosos, con temperaturas medias en torno a los 25 grados. La primavera y el otoño son soleados y suaves. El clima invernal es variable: algunos inviernos son muy suaves, otros son fríos en los que incluso puede nevar.

La Costa Brava tiene una historia muy rica. En toda la región se pueden encontrar edificios históricos y ruinas importantes, que datan de la época romana, griega e incluso paleolítica. También hay muchos pueblos y castillos medievales en la zona. Las ruinas de Empúries, a las afueras de L’Escala, son una de las más importantes. Fue una importante ciudad comercial y portuaria fundada por los griegos. Más tarde fue adquirida por los persas, y después por los romanos, dando como resultado una mezcla única de edificios y estilos arquitectónicos.

Los mejores pueblos de la Costa Brava

Roses es una ciudad mediterránea con una notable tradición turística y marinera. La ciudad data del siglo VIII a.C. Se encuentra en el Golfo de Roses, un entorno natural único en la zona norte de la Costa Brava, a menos de 30 km de la frontera francesa. Roses es el único balneario de la Costa Brava que mira hacia el oeste, lo que significa que tiene una gran vista de espectaculares puestas de sol. Entre nuestras propuestas de hoteles con piscina climatizada en la Costa Brava, encontrarás varios en Roses.

Blanes, también conocida como la Puerta de la Costa Brava, fue en su día un pequeño pueblo de pescadores,  y aún conserva su encanto original. Además de su puerto, bahías de arena y pequeñas calas rocosas, los principales atractivos de Blanes son los edificios históricos y los jardines botánicos de Marimurta.

A su vez, Tossa de Mar es un bonito pueblo de calles empedradas, construido en torno a un magnífico castillo medieval. El paisaje circundante con sus valles y ríos es absolutamente impresionante: ¡un gran lugar para hacer senderismo y montar en bicicleta! La playa de la ciudad es perfecta para un día de relax en familia.

Begur es un pueblo medieval con calles empedradas y casas encaladas que se extienden por debajo de las ruinas de un castillo de piedra. Es un lugar ideal para la práctica de deportes náuticos como el snorkel y el kayak, gracias a sus numerosas calas y a su proximidad a las Islas Medes, que son una reserva marina. En tierra firme se puede disfrutar de los edificios históricos, bonitas boutiques y una gastronomía sorprendente.

Por otro lado, la villa medieval de Pals está situada al este de la ciudad de Girona. 
Esta encantadora ciudad no es tan conocida como la mayoría de los balnearios, pero con sus calles empedradas, tiendas de artesanía, restaurantes tradicionales y bares es un gran lugar para visitar en Cataluña. Está situado en lo alto de una colina y domina la Platja de Pals, la principal playa de la ciudad.

Por último, el municipio de Castell-Platja d’Aro se encuentra entre Lloret de Mar y Begur. Consta de 3 ciudades principales: Platja d’Aro, Castell d’Aro y S’Agaró. Platja d’Aro es una ciudad cosmopolita, con un centro histórico y varias playas hermosas en las cercanías. Castell d’Aro es un pueblo medieval que desprende encanto. S’Agaró es una ciudad costera más pequeña, con playas ideales para nadar y bucear. Esperamos que nuestras propuestas de hoteles con piscina climatizada en la Costa Brava te seduzcan tanto como a nosotros, ¡disfrútalos!